E-110 o amarillo anaranjado y sus peligrosos efectos sobre el organismo.

Siguiendo en el extenso y controvertido capítulo del grupo más numeroso e innecesario de aditivos alimentarios: los colorantes, abordamos un compuesto que ha sido prohibido en varios países europeos, por ser considerado peligroso, especialmente para la población infantil y aquella que padece de alergias. Nos referimos al Amarillo Anaranjado o E 110.

Amarillo Anaranjado o E 110

Qué es el amarillo Anaranjado y cómo se obtiene

El amarillos anaranjado es un colorante sintético del tipo de los azocolorantes, cuya obtención se realiza a partir del petróleo.

Este aditivo es de un color amarillo intenso variando al naranja. Es usual que se emplee en combinación con otros colorantes sintéticos como es el caso de la tartrazina (E 101), o también puede mezclarse con amaranto (E 123) para obtener un colorante de color marrón.
Este producto es masivamente conocido como amarillo anaranjado, amarillo crepúsculo o amarillo ocaso.  También se lo conoce con otras denominaciones, como: Amarillo Naranja RGL, Amarillo 6, Amarillo Anaranjado S, Amarillo Crepúsculo, Amarillo Ocaso FCF. En inglés se le conoce como Yellow Dusk, Lissamine Fast, Yellow 2G , CI Food Yellow 3 o CI 15985, Sunset Yellow Coloring Dye, Yellow 2G, Food Yellow 3,  Yellow Food 5, CI 18965 y Sunset Yellow FCF.

Este colorante se presenta en forma de un polvo o bien en gránulos de color rojo anaranjado, que al diluirse en agua da como resultado una solución de color naranja.

Para qué sirve el E-110

Este aditivo le da a los alimentos una tonalidad anaranjada. Este colorante se emplea para dar coloración a alimentos como:

Mermeladas (en especial las de albaricoque), galletas, productos ahumados,  salchichas, snacks, fritos, flanes fideos chinos, frutas, productos del mar como cangrejo y salmón, conservas vegetales, caramelos, galletas, refrescos de sabor naranja, helados, bebidas en polvo (por ejemplo polvos para el chocolate en taza), sopas instantáneas, néctares, zumos, jugos, batidos, gelatinas, yogures, harinas para rebozar, conservas, productos de pastelería y repostería.
Combinado con el colorante E102 (Tartrazina) se emplea de forma habitual para dar color a guisos y arroces (paellas tipo valencianas).
También es un ingrediente común empleado como colorante en medicamentos y productos multivitamínicos.

Posibles efectos secundarios o adversos del E 110

Aún en dosis pequeñas es sindicado como un agente causal posible de hiperactividad y trastornos de déficit atencional en niños, por lo que en Europa, desde el año 2009 es obligatorio indicar en la etiqueta el siguiente aviso: “Puede tener efectos negativos sobre la actividad y atención de los niños”.

Esto tiene gran repercusión a nivel de la salud de los infantes, ya que mediante varios estudios se ha podido demostrar cómo afecta el amarillo anaranjado al organismo de este vulnerable grupo etario.

En grandes dosis ha sido identificado como un agente liberador de  histamina, un compuesto producido por las células sanguíneas ante un estímulo alergénico, por lo que se ha visto que puede exacerbar los síntomas del asma, ocasionar reacciones cutáneas como eczema, urticaria, angioedema (inflamación de los vasos sanguíneos), trastornos gástricos, así como también vómitos y alteraciones del sueño como es el insomnio.

Además, al ser un colorante azoico, puede causar reacciones adversas de diversa severidad en personas alérgicas al ácido salicílico y acetilsalicílico (Aspirina), que se manifiesta con sintomatología variada como malestar gástrico, náuseas, vómitos, trastornos alérgicos de la piel e inclusive migraña.

Se sospecha que su consumo a largo plazo podría ser cancerígeno. Por su peligrosidad evidente y potencial, ha sido prohibido en países como Noruega, Finlandia y Suecia.

Se ha visto en algunos estudios que en altas concentraciones puede provocar lesiones renales. Es considerado el aditivo que con mayor frecuencia causa alergias.

Consideraciones finales sobre el colorante amarillo anaranjado

Puesto que los fabricantes de productos alimenticios de seguro seguirán adicionando estos colorantes en nuestros alimentos, por lo que es nuestra responsabilidad como consumidores evitar aquellos productos que lo contengan, así estaremos obligando masivamente a estas empresas a modificar sus formulaciones y emplear colorantes naturales y saludables para volver a tener la aceptación del público y recuperar las ganancias, a expensas de un concienzudo análisis de costos versus beneficios.

Páginas sugeridas:
loading...

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies