¡Los mejores alimentos ricos en hierro para embarazadas!

El embarazo es una condición que afecta de forma significativa el cuerpo de la mujer. El bebé que se encuentra creciendo necesita muchos nutrientes, minerales y vitaminas para formarse de forma adecuada y completa. Uno de ellos es el hierro; veamos por qué es necesario consumir alimentos ricos en hierro en el embarazo

¿Qué es el hierro y para qué sirve?

El hierro es un mineral que se encuentra por todo el organismo, indispensable para el desarrollo y crecimiento del mismo. Es un componente esencial para la producción de hemoglobina; permite que la sangre circule de forma adecuada y facilita el transporte del oxígeno de los pulmones a otras células, tejidos y distintas partes del cuerpo. Además, el hierro sirve para:

  • Activar algunas vitaminas, como las correspondientes al grupo B.
  • Ayudar a la resistencia física.
  • Mantener activo el sistema inmunológico.
  • Permitir el transporte de oxígeno a los músculos, ya que es un componente de la proteína llamada mioglobina.
  • Ayudar a la formación de los huesos, los tejidos conectivos y los cartílagos, mediante la formación de colágeno.
  • Optimizar el rendimiento atlético.
  • Mejorar funciones como la memoria, el aprendizaje y la capacidad de razonar.
  • Tratar el trastorno conocido como déficit de atención.

alimentos ricos en hierro para embarazadas

El hierro en las embarazadas

Si para cualquier persona, tanto en niños como en adultos, es fundamental tener las cantidades adecuadas de hierro, en las embarazadas es primordial. Este mineral es necesario para la formación y desarrollo del bebé en la placenta. También es necesario para aumentar la producción de hemoglobina y la circulación de la sangre en el organismo (la cantidad de sangre aumenta casi en un 50% más de lo normal). Es por ello, que la ingesta de hierro en la mujer embarazada debe realizarse en una dosis mayor de lo normal.

Sin embargo, como con cualquier otra sustancia en el organismo, tener por debajo o por encima de las cantidades razonables puede llegar a ser contraproducente. Lo mejor para conocer cuánto hierro se tiene en el organismo, es mediante un análisis de sangre, seguido por un control médico adecuado y minucioso.

Déficit de hierro:

El déficit de hierro está catalogado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), como el primer desorden nutricional más común en el mundo. Es la principal causa de la anemia ferropénica, debido a que no se produce la cantidad de hemoglobina suficiente. Esto se traduce en problemas de oxigenación en las células del organismo, ya que los glóbulos rojos reducen su tamaño y por ende, transportan menos oxígeno a través de la sangre.

Los síntomas más comunes de la anemia son: cansancio, fatiga, somnolencia, dificultades con la memoria, taquicardia, trastornos intestinales, palidez en el rostro y mayor propensión a contraer infecciones. Sin embargo, una dieta equilibrada, con alimentos ricos en hierro, evita este tipo de problemas.

La mujer en estado de gravidez, aumenta el flujo de sangre en su cuerpo, por lo que necesita más hierro en la sangre. Las consecuencias de tener déficit de hierro en mujeres embarazadas son:

  • Posible nacimiento de forma prematura del bebé.
  • Disminución notable en el desarrollo cerebral del bebé.
  • Bajo peso al momento del nacimiento.
  • Deficiencias fetales.
  • En casos graves, puede causar la muerte de la madre.

Exceso de hierro:

Es estupendo que toda mujer embarazada coma alimentos ricos en hierro; pero si además, consume suplementos, es necesario estar atento a un posible exceso. Lo más recomendable en no tomar más de 30 miligramos diarios o hacerlo bajo la supervisión médica.

El exceso de hierro puede ser peligroso para el embarazo. Puede causar malestares como problemas gástricos, estreñimiento, vómitos y falloa en algunos órganos. También puede ocasionar varias enfermedades como diabetes, preclampsia, abortos espontáneos, hipertensión, asma, entre otros.

¡Alimentos ricos en hierro para embarazadas!

A continuación, vamos a detallar los alimentos con mayor cantidad de hierro para embarazadas.

Lo mejor es combinar los alimentos que tienen mayor cantidad, con los que tienen menor, para conseguir suministrar al organismo el requerimiento total.

Toma nota si quieres tener los valores normales, de forma natural y sana.

Existen dos clasificaciones de alimentos ricos en hierro, de acuerdo a su procedencia:

– Alimentos ricos en hierro vegetal:

No son absorbidos de forma rápida por el organismo. Por ello, recomendamos consumir grandes cantidades de alimentos con hierro para mujeres embarazadas vegetarianas, sobre todo del tipo vegetal. En este grupo podemos encontrar:

  • Las hortalizas y frutas, como el ajo, perejil, puerros, rábanos, alcachofas y fresas.
  • Los cereales integrales, como los garbanzos, las lentejas, los frijoles, las habas, las judías, los guisantes, las galletas, arroz integral, pan integral y soja. También las frutas deshidratadas, como los dátiles y las ciruelas.
  • Las verduras de hoja verde, como las espinacas, las acelgas, escarola, brócoli.
  • Los frutos secos, como pistachos, pipas, almendras, avellanas, nueces, piñones.
  • Las especias, como el tomillo, el comino, el eneldo, el orégano, el curry y la pimienta.

– Alimentos ricos en hierro animal:

Este grupo de alimentos tiene el hierro por la hemoglobina de la sangre, por lo que su absorción es mucho más rápida. Entre ellos están:

  • Las vísceras de animales, como los riñones y el hígado.
  • Las carnes rojas, como el cerdo, el cordero y la ternera.
  • Las carnes blancas, como la perdiz, el pollo, conejo y el pavo.
  • Los embutidos.
  • El pescado azul, como el atún fresco, las anchoas y los boquerones o sardinas.
  • El pescado blanco, como la merluza, el lenguado y la lubina.
  • Los mariscos, como calamares, pulpo, langostinos, gambas, vieiras. Mariscos con conchas como mejillones, berberechos, ostras y almejas.
  • Los lácteos, como la leche, el yogur y el queso.

Como dato relevante, te comentamos que para que una mejor absorción de los alimentos con hierro,

El zumo de naranja, pimientos, fresas, limón, entre otros, te ayudarán. Asimismo, el café y el té, hacen el efecto contrario, por lo tanto, hay que evitarlos, por lo menos una hora antes y una hora después de comer.

En conclusión, es de suma importancia incluir en la dieta alimentos ricos en hierro para embarazadas. Evitarás posibles enfermedades como la anemia y harás que tu bebé crezca sano y fuerte.

Páginas sugeridas:
loading...

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies