¿A dieta? Incluye frutos secos en tu menú


En el afán de conseguir nuestro peso ideal, decidimos planificar nuestra alimentación y rutinas de ejercicios en pro de afrontar este reto de la manera más responsable. Como la intención no es morir de hambre, ni desequilibrar la salud, debemos considerar que nuestro cuerpo necesita nutrientes necesarios para funcionar correctamente, es por esto que la mejor manera de perder peso es balancear nuestras comidas con alimentos sanos, suprimir aquellos que intoxiquen nuestro cuerpo y hacerse de buenos acompañantes como los frutos secos.

¿Qué son los frutos secos?

Los frutos secos provienen de la naturaleza, no se procesan y representan una gran variedad de sabor y forma de acuerdo a nuestros gustos. Son conocidos por su bajo contenido de agua, y pueden conquistar los paladares que prefieren los sabores salados o paladares que prefieren disfrutar de los sabores dulces.

Frutos secosSi quisiéramos clasificarlos por su forma además que por su sabor, podríamos decir que existen frutos secos que poseen cascara dura (los salados) y otros que son deshidratados o disecados y no poseen cascara (allí entran los frutos secos de sabor dulce).

Si ya te sientes atraído por conocer cuáles son los frutos secos, te dejamos una lista de acuerdo al sabor y forma:

Frutos secos salados y con cáscara:

Aquí podemos encontrar: Las almendras, las avellanas, los cacahuates o maníes, las nueces, las castañas, los piñones, el pistacho y las semillas de calabaza o auyama, y las semillas de girasol.

Frutos secos dulces y sin cáscaras:

Aquí podemos incluir las ciruelas pasas, las uvas pasas (amarillas y negras), los dátiles, los higos y los orejones de albaricoque

¿Qué aporte nutricional me ofrecen los frutos secos?

El aporte nutricional de los frutos secos es bastante notorio e interesante, todos poseen un alto contenido en vitamina E, importante para aportar antioxidantes a nuestro organismo y con ello la renovación de nuestras células los que nos permitirá mantener la juventud, también poseen una cantidad abundante de vitamina del Complejo B que ayuda a mantener equilibrado nuestro sistema nervioso.

Las almendras y nueces sin embargo, son la fuente más efectiva de calcio que puede absorber nuestro cuerpo, que a diferencia de las cápsulas de calcio procesadas por la industria comercial, el calcio que aportan las almendras y nueces va directamente a nuestro sistema óseo.

Los maníes o cacahuates, además de las vitaminas antes mencionadas, aportan serotonina al cuerpo, lo que ayuda a prevenir la depresión, su alto contenido de Zinc ayuda a los procesos metabólicos y hasta es considerado un afrodisíaco por su contenido de ácidos grasos, elemento importantísimo en procesos de reproducción.

Todos ellos son energizantes lo que los hace perfectos para acompañarnos antes o después de rutinas de ejercicios. Además pueden bajar la ansiedad en momentos en que queramos romper la dieta porque podemos llevarlos a donde queramos y consumirlos como merienda entre comidas.

¿Qué esperas? Son pequeños, sabrosos, versátiles, importantísimos en cuanto a nutrición y los acompañantes perfectos de tu dieta. Incluye los frutos secos y asegúrate de perder peso y no de perder los nutrientes y vitaminas necesarios para verte y sentinte más sano.

loading...

+ No hay comentarios

Añadir comentario